lunes, octubre 20, 2014

El valor del dolar y el valor de ARSAT



La semana pasada, muchos nos paramos frente al televisor a ver cómo salia el fuego y el humo alrededor del cohete. El hecho tuvo un cierto entusiasmo en muchas personas, a tal punto que los canales de noticias menos "amables" con el gobierno, no se perdieron el lanzamiento y también los transmitieron en vivo. Al día siguiente Clarín le dedicó la foto principal de su tapa; no así La Nación, o los diarios económicos que le otorgaron pequeñas fotos y alguna nota en su interior. 
En las columnas televisivas, en los diarios, y en los sitios web, quienes se referían al tema era gente vinculada a cuestiones de ciencias exactas, asuntos espaciales, de comunicación etc. No vi, no leí (quizás lo hubo) a ningún economista hablar del tema. Desde luego el impacto del satélite en la economía de coyuntura es casi igual a nulo; la apuesta, si Argentina sostiene estos niveles de inversión en el campo aeroespacial durante años, es a largo plazo (¿se acuerdan de los pedidos de política a largo plazo?). Me parece que esta cuestión tiene su pequeña historia. 

En 1976, cuando los militares usurparon el poder e instalaron la dictadura militar del Proceso, y con él una nueva política económica dispuesta a desarmar los restos de un proyecto de planificación e industrialización, supieron que una parte importante de ese proyecto estaba en la comunicación. No logro encontrar el año en el que comenzó a aparecer en televisión Juan Carlos de Pablo, quien se presentaba asimismo como un difusor de la economía para todas las personas, no para los especialistas, bajo el lema de "economía sin corbata". Mucho tiempo estuvo cerca de Bernardo Neustadt (el que le hablaba a doña Rosa). Y así, en el formato televisivo, los "expertos" en economía, comenzaron a dar clases televisivas, donde los ejes temáticos se vinculaban cada día mas a los ejes del modelo económico que se implantaba en la Argentina; de pronto el valor del dólar comenzó a ser más importante que el empleo; la rentabilidad de las empresas, mucho mas que el acceso a los servicios públicos. Y así ese modelo de periodista económico, llega hasta nuestros días, y los "expertos en economía" reducen las riquezas de esta ciencia social, a dos o tres variables de la economía financiera; de la economía real, es raro que puedan decir dos ideas importantes, salvo quizás algo sobre los precios (pero no de su formación, sino los mismos datos que cualquiera obtiene en la góndola). La economía se reduce así, a una mirada corta sobre lo financiero y desaparecen los análisis de la economía y la producción, la tecnología, las fuerzas laborales, las estrategias de desarrollo. 

Definitivamente el satélite les quedó fuera de órbita a nuestros expertos. 

2 comentarios:

Anónimo dijo...

"de pronto el valor del dólar comenzó a ser más importante que el empleo; la rentabilidad de las empresas, mucho mas que el acceso a los servicios públicos."

Es increible como en estos tiempos que vivimos hoy esas palabras adquieren un nivel de certeza que quema a lo ojos.
Yo termine el secundario en una escuela estatal del conurbano, humilde a mas no poder, todos alumnos de pobreza absoluta... "Bachilleres en administracion de empresas"... Una mordaz, cinica y cruel broma de los que manejaron la Argentina en esos años 90's neoliberales. La unica "empresa" que nos estaba esperando para "administrar" era la del cartoneo. Asi tal cual.

Hoy los chicos ven un satelite hecho en Argentina volar al espacio. Hay un futuro real que se esta abriendo paso.

Sergio De Piero dijo...

Exactamente eso quise decir!

Gracias, saludos