viernes, septiembre 09, 2011

Hoy en BAE, sobre la UCR:
Un destino radical



Los partidos expresan muchas instancias: son procesadores de demandas, formadores de líderes, nexo entre el aparato estatal y la sociedad civil, generadores de opinión pública, constructores de ideología. En todas estas instancias pueden ser más o menos débiles, destacándose sin duda en alguna de ellas por sobre el resto.
Sin embargo, existe otra dimensión que los define de cara a la sociedad: su capacidad de sumar voluntades que se traduzcan en votos. Sigue

4 comentarios:

Daniel dijo...

No. No lo creo. Esto de la dispersión le va a tocar tarde o temprano a Binner. Por ahora, luego de octubre, va a ser la oposición significativa; pero sus componentes nuevos son gente volátil que en mi opinión, seguirán volando ante el menor temblor.

Sergio De Piero dijo...

Daniel: Según como se han comportado las oposiciones en lso últimos años uno diría que si, es así. Ahora, tal vez pueda haber una reacción a la languidez de la UCR y alguno diga "vamos para allá"
Salutti

Anónimo dijo...

Dotorrrr... muchos muertos, mucho hambre en sus espaldas. Mucho tratar de estar bien con Dios y con el diablo. ¿Qué tiene ahora de bueno nuevo?
Dany Turco

Alejandro dijo...

Creo q los partidos son, de alguna manera, institucionalizaciones de procesos sociales. Creo q la UCR ya no representa, mas q una corpo de legisladores q últimamente se han encargado de cerrar el partido y darle la espalda a la sociedad. Como radical, y como joven me siento en la responsabilidad de renovar esas estructuras caducas y abrirlas a los nuevos liderazgos sobre todo sociales, pero ademas desde una sociedad q cambio profundamente y donde los gerentes de la UCR no entienden este cambio... y sino, irme. sobre esto ultimo, no creo q haya q irse necesariamente hacia un referente, sino mas bien hacia un espacio amplio.