domingo, noviembre 07, 2010

Todo muy complicado

El sábado a la noche me encuentor con algunos amigos, que a esta alutra pasan a ser lo de toda la vida. Uno, que supo votar a la UCeDe en los '80, me dice "qué me decis de lo que pasó la otra semana...igual yo a Cristina le tengo mucha confianza, la mina tiene la fuerza para seguir". Se interrumpe cuando me observa poruqe de pronto empecé a pegarme cabezasos contra la pared. "¿Algún proble?" "Nada" le digo, "la muela". Y el sigue: "igual va a tener la pirañas encima que ya empezaron, va a ser duro".
Hoy voy al quisco, va recién. Mientras compro el tipo está escuchando la TV, miro de curioso nomás...678. ¿Tan jodiendo? ¿Mañana sale una marcha multitudinaria pidiendo la reinstalación de la 125?. En la encuestas Cristina gana en primera vuelta. El Escriba me dijo que se terminó el "Kirchnerismo vergonzante"
En los 60, los americanos hablaban de la cultura política, como el modo en que los ciudadanos se relacionan con lo político, el gobienro y los asuntos públicos. Hoy no me tiembla la mano para sumarme a la idea de los humores sociales, cuya construcción es mucho mas compleja que la cultura política, la cual responde a parámetros mas racionales, lineales si se quiere. Los humores (también los malhumores) son menos explciables. Como los que se levantan chinchudos después de una siesta. Por eso ahora es bueno ser un poco conservador con las conclusiones, pero no olvidar que además de los interése, la ideología y esas cosas, los humores, vienen picando en punta

3 comentarios:

Nicolás Tereschuk (Escriba) dijo...

Nos manejamos en un medio complejo, jaj. No hay que volverse loco pero hay que tratar de agarrar las olas cuando vienen.
Abrazo

Avallay dijo...

A subirse!

Diogenes dijo...

Este post es bueno! Hay una imagen en Facebook que tiene a dos personas en un "closet" que se está abriendo. La leyenda dice: "Dale, animate y decilo: soy K".

Creo que paso algo asì. Hasta ahora pagaba ser anti Kirchnerista, era de "bien pensante" repudiar a Moreno. Pero creo que se hizo público que el Kirchnerismo es más que eso, y ahí viene el humor.

Igual, estoy de acuerdo, hay que ser conservador con creer que ya está cocinado todo, porque ello puede llevar a perder el horizonte y hacer malos cálculos (como en el 2008).